El poema fúnebre de Adriano

Animula, vagula, blandula
Hospes comesque corporis
Quae nunc abibis in loca
Pallidula, rigida, nudula,
Nec, ut soles, dabis iocos…

Pequeña alma, blanda y errante,
huésped y compañera de mi cuerpo,
que partirás para lugares
pálidos, rígidos, desnudos,
y ya no bromearás como acostumbrabas

Paseando por internet, me he topado de nuevo con el poema fúnebre de Adriano, reproducido en el blog sobre historia griega y romana Historia Clásica. Debo decir que la traducción del poema aportada a ese blog por Darío Sánchez Vendramini es simplemente magnífica. ¡Bravo Darío!

Aclaratoria: Comencé a estudiar latín como a los 12 años de edad, y mi comprensión de esa lengua está en su punto más bajo desde entonces. Aún con esta inexcusable limitación, no he podido dejar de disfrutar tanto el original como cada palabra traducida.